Skip to main content

Solicita una

demostración

sin compromiso.

















    Este sitio está protegido por reCAPTCHA y aplican la
    política de privacidad y
    condiciones de servicio de Google.


    Cómo poner en práctica el storytelling corporativo

    Una técnica muy usada en la gestión de contenido con la que puedes mejorar el engagement con tus empleados.

    Cómo poner en práctica el storytelling corporativo

    Convierte a tu empleado en protagonista de tu historia de comunicación interna

    No creamos que el arte de contar una historia o storytelling es una técnica «moderna». El storytelling ya lo usaban nuestros antepasados, conectando de forma emocional con sus oyentes y contando historias y anécdotas poniéndose como primera persona y protagonista de su relato.

    De forma más actual, podemos encontrar muchos ejemplos donde el storytelling ha creado comunidades y movimientos propios en grandes marcas, apoyados en historias de clientes y usuarios promovidas desde el ámbito de marketing. También hallamos otros tipos  de relatos donde las historias vienen definidas por stakeholders u otros grupos de interés, siempre con el mismo objetivo: conectar de forma más emotiva.

     Ahora bien, ¿y el storytelling corporativo?

    ¿Cómo podemos usar esta técnica o arte para conectar con el empleado, o mejor aún, que sea él mismo el que cuente el relato?

    El storytelling crea una fuerte sensación de marca, vinculación emocional, fidelización y pertenencia, y todo ello está al alcance del storytelling corporativo, aplicable a multitud de formatos y tipos de contenidos de comunicación interna.

    Uno de los clásicos ejemplos es la historia del nacimiento de la marca o la historia de la compañía, donde los empleados pueden vincularse de forma mucho más humana a su empresa. Contar con las palabras del CEO y personas que estuvieron en el seno de la idea original fortalecerá la conexión con la empresa. Muchas de las organizaciones que conocemos hoy día, nacieron fruto de una casualidad o una idea tonta pero brillante: contarla en formato storytelling inspira a crear y a superar los obstáculos del camino, además de reforzar valores corporativos y proyección futura.

    De igual forma se puede relatar la creación de un nuevo producto o una línea de negocio, sin olvidar que la intención es conectar más allá de la simple comunicación de un mensaje interno. La clave de este tipo de storytelling es conseguir que la propia persona que cuenta la historia, sea capaz de transmitir el mensaje emocional e impactar en la audiencia como protagonista de la misma, lo que fortalecerá la imagen de la marca.

    El storytelling también tiene cabida en comunicación interna

    El storytelling también tiene cabida en comunicación interna

    Otro ejemplo donde los empleados pueden desafiar el arte del storytelling es en la propia historia del empleado. Estamos acostumbrados a ver en multitud de anuncios o comunicaciones de grandes marcas de consumo cómo incorporan historias del día a día de su plantilla a su propios mensajes. Como consumidores, realmente nos sentimos identificados con ellas de forma cognitiva y emocional: justo lo que persigue el storytelling.

    Hay muchos casos de éxito donde las organizaciones han conseguido una conexión especial gracias a este tipo de campaña. Al final, el empleado tiene multitud de contenido interno para compartir, lo que generará un engagement y fidelización corporativa muy importante. Explicar sencillamente quiénes son, cómo llegaron a la empresa, en qué trabajan y por qué lo hacen puede dar lugar a una historia de superación, de interés general por la marca y honestidad muy interesantes. Además, darás la oportunidad de que tu empleado se sienta vinculado y empoderado gracias a esta acción, lo que también te generará una corriente interna muy positiva y contenido de interés para la comunicación interna.

    Todos sabemos que los casos de éxito venden, ¿por qué no hacerlos, además, humanos?

    Igualmente los empleados pueden colaborar en la realización de casos de éxito junto a clientes, de forma que la unión y la historia será mucho más creíble si contamos con argumentos de las dos partes. Contar cómo se desarrolló el proyecto, el entendimiento entre los equipos e incluso alguna broma divertida puede dar lugar a un caso de éxito desde una perspectiva diferente pero igualmente efectiva.

    «La gente olvidará lo que dijiste, la gente olvidará lo que hiciste, pero la gente nunca olvidará cómo la hiciste sentir».

    Maya Angelou, escritora, poeta, cantante y activista por los derechos civiles.

    Desarrollar el arte de contar historias desde el punto de vista corporativo está al alcance de cualquier empresa, sólo pide la colaboración de tus empleados y empodéralos para que cuenten su historia y se divulgue en comunicación interna.

    Deja un comentario

    Deja tu comentario

    ¡Prueba Dialenga 1 mes gratis!

    Descubre todas las prestaciones con las que mejorar en la comunicación interna de tu empresa. Una gestión sencilla, rápida y eficaz con la que conectar con tus empleados.

    Solicita tu demo
    Subir